Commvault y la evolución de la gestión de datos en 2024: La inteligencia artificial como punto central

El futuro de la gestión de datos corporativos se perfila bajo la influencia creciente de la Inteligencia Artificial (IA). Commvault, líder en soluciones de protección de datos y resiliencia cibernética, ha identificado las principales tendencias en la gestión de datos para 2024, donde la IA se posiciona como un estímulo transversal esencial.

  1. IA y Protección de Datos La IA está redefiniendo el rol de los CISO y CIO en 2024. Tradicionalmente, las organizaciones han aplicado la IA para extraer valor de los datos, mientras que la seguridad de los mismos se ha basado en tecnologías de IA y aprendizaje automático para detectar anomalías en los backups. Sin embargo, la naturaleza de los ataques cibernéticos está evolucionando rápidamente, impulsada por los ataques alimentados por IA. La IA será crucial en 2024 para identificar y mitigar ciberamenazas, exigiendo un enfoque estratégico en la respuesta y recuperación ante incidentes. La IA generativa desempeñará un papel clave en ofrecer recomendaciones y sugerencias prácticas en este ámbito.
  2. Inteligencia de Datos La gestión de datos se convertirá en una prioridad a nivel directivo en 2024. Las empresas comenzarán a reconocer sus datos como activos valiosos. Con un volumen de datos no estructurados duplicándose, la habilidad de las empresas para aprovechar la inteligencia de datos y recuperarse rápidamente será una ventaja competitiva clave, liberando recursos para poner esos datos en acción.
  3. Compromiso a Nivel Directivo Los consejos de administración estarán más involucrados en la identificación y gestión de riesgos cibernéticos. Según IDC, aunque actualmente solo el 33% de los altos ejecutivos están involucrados en iniciativas de preparación cibernética, se espera un mayor compromiso directivo en 2024 para garantizar una gestión holística de la seguridad.
  4. Nuevas Amenazas Cibernéticas En 2024, los ciberdelincuentes utilizarán técnicas avanzadas para identificar y explotar vulnerabilidades, utilizando las mismas herramientas y análisis basados en IA que se utilizan para la defensa de datos. Esto incluirá modelos predictivos para maximizar el impacto de los ataques.
  5. Los Datos como Prioridad Estratégica La protección de datos se mantendrá como una prioridad estratégica. La capacidad de detectar y responder rápidamente a ciberamenazas se convertirá en un diferenciador competitivo clave. Las empresas que se centren en la resiliencia cibernética serán las más beneficiadas.
  6. Adquisición de Talento El desarrollo y adquisición de talento será un desafío crucial en la gestión de datos. La supervisión humana seguirá siendo esencial, por lo que la formación continua y la actualización de conocimientos serán prioritarias para las empresas.
  7. Colaboración entre Equipos de ITOps y SecOps La colaboración efectiva entre estos equipos será esencial en 2024, ya que cualquier empresa que opere en silos se encontrará en desventaja frente a ataques sofisticados.
  8. Normativas Emergentes en IA El panorama de las normativas globales sobre IA se volverá más complejo. Las empresas tendrán que estar bien informadas y proactivas para mantener el cumplimiento.

En conclusión, la IA no solo transformará la gestión de datos en 2024, sino que también planteará nuevos desafíos y oportunidades. Commvault subraya la importancia de la adaptación rápida y eficiente a estas tendencias para garantizar la seguridad, eficiencia y resiliencia en un entorno tecnológico en constante evolución.

Últimos artículos

Scroll al inicio